Nuestro hotel se encuentra integrado dentro de una casa auténtica mallorquina con todos sus detalles y arquitectura local. Dispone de 8 habitaciones amplias y luminosas, algunas de ellas con terraza y vistas a las montañas. Cuenta con un amplio salón comedor con chimenea, bodega, piscina al aire libre, conexión Wi-Fi gratis y TV en todas las estancias. Petit Caimari ofrece un desayuno buffet incluído en sus precios.